OPINIÓN: 'Oh Capitán, ¿mi Capitán?'

19/06/2017

"¡Oh, Capitán, mi Capitán! Nuestro azaroso viaje ha terminado”. Utilizando estas palabras del poema de Walt Whitman quiero comenzar esta entrada de hoy. Este viaje ha terminado, nos conocimos en 2011, llegamos a estar “enamorados” en algún punto del camino, hemos tenido nuestros más y sobretodo nuestros menos y quizá sea el momento de ir cada uno por nuestro lado.

  

Las historias de amor deben terminar antes de que cualquiera sufra más de lo debido. En este caso, hemos alargado más de lo que deberíamos y no es tu culpa Dani. O bueno, quizá sí. Pero no volvamos a repetir los errores del pasado, ya basta. Necesitamos un cambio absoluto. Probar cosas nuevas, volver a disfrutar. Desde mi humilde opinión, un capitán es un referente, es ese espejo sobre el que mirarse y debe representar el ADN del espíritu de un equipo. Cuando llega a entrenar, los demás lo miran con respeto, lo tienen en un altar; es ese tipo que cuando un crecido Cancelo pierde una pelota fácil debe sentir su aliento en la nuca. Cuando el equipo pierde, el capitán debe gritar, debe quitarse las botas con rabia, debe llorar. Es el responsable del alma del equipo. En este caso, estaremos de acuerdo en que no creo que la actitud de Parejo sea un referente de ilustres del valencianismo como Albelda o Cañizares.

 

No entremos ahora en temas extradeportivos, hablemos del campo de batalla. Hablamos de Dani como “insustituible”, ese es el error. Si nosotros le damos ese peso, nunca vamos a atrevernos al cambio; y la realidad es que el cerebro del equipo es el cambio de futuro. El equipo no puede depender de una personalidad como la de Parejo, de un juego tan intermitente como el suyo, porque de esta manera pasa lo que pasa, nunca hay un rumbo, un ADN claro en el juego, y nos convertimos en lo que Dani siente y quiere. Hemos bajado el listón de exigencia si pensamos que él es la piedra angular de nuestro equipo, porque quizá ese es el problema: ni quiere serlo, ni sabe serlo (y a los hechos me remito). Quizá con Valverde tuvimos al mejor 10, pero ya ha llovido como para vivir del recuerdo. Además, como "Baneguista" empedernido, creo que nos quedamos con la hermana “fea".

 

Llevamos dos años quedando en el puesto 12, y por mucho que a muchos les pese, nos falta talento en la creación. Nos falta alma y cerebro. El talento que tiene chutando faltas y a balón parado es innegable, pero si con eso basta para justificar su valor estamos perdidos. Da puntos sí, pero resta muchos de una forma intangible. Pérdidas de balón en la salida, falta de pundonor, partidos totalmente desaparecido y al trote, pero mete un penal y “es que Parejo es clave”. No compro, nunca compraré. Llegará un momento en el que tengamos que arriesgar, asumir un cambio que el propio jugador necesita y a lo mejor ese día entendemos que era clave variar el rumbo. La clave para mí es apostar por un talento nuevo, con buen pase entre líneas, con capacidad de hacer contragolpes rápidos, con buen disparo lejano, con pelea, con rabia, con huevos. Con capacidad de ser regular y con una actitud ejemplar para el resto. Ese será mi capitán, porque hace años que no tenemos uno. El día que así sea habremos conseguido volver a asentar los cimientos. Ese tipo está en el mercado y no tiene por qué costar 50 millones de euros, no seamos canelos. Simplemente hay que saber buscarlo y eso es tarea de la secretaria técnica que para algo cobran y lo hacen muy bien.

 

De esas buenas búsquedas salen talentos como Kanté, Kessié, Bernardo Silva y un largo etc. Además en el 4-4-2 de Marcelino y con la renovación de Carlos Soler, el perfil creativo es para el joven valencianista. No cortemos su progresión.

 

Mientras tanto, si seguimos pensando que Parejo es irremplazable y el mejor que podemos tener a los mandos, estaremos perdiendo el tiempo.

 

Y el tiempo, es oro.

 

Sigue a @joemerello

 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Please reload

Please reload

  • Grey Facebook Icon
  • Grey Instagram Icon
  • Grey Twitter Icon
  • Grey YouTube Icon
ÚLTIMAS ENTRADAS
SÍGUENOS

Contacto    |    Aviso legal     |    Política de privacidad    |    Correo   

© VIACHERS VCF 2017 - TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS - Creado por @elabrigodeperal